La cola

Por Agustín Cabrera Perdomo

 

Todo aquel que pretenda llegar a Arrecife por la carretera del centro antes de las 08.00 de la mañana, tendrá que salir de su lugar de origen un cuarto de hora antes de lo habitual si quiere llegar a su hora al trabajo, al médico o a cualquier otra actividad que necesite puntualidad. Las retenciones producidas por la llegada a los colegios de San Bartolomé de los alumnos, hacen que la cola de automóviles llegue en algunas ocasiones hasta el Monumento al Campesino.

Difícil solución por la configuración de las vías que confluyen en la pequeña rotonda que distribuye el tráfico. Sólo a mi modo de ver hay una medida que podría contribuir a evitar en parte, este atasco cotidiano a partir del inicio del curso escolar y es que muchos de los padres que van a dejar los niños en el colegio, lo hacen parando en plena vía para que los niños se bajen del coche. Estas personas, si pensaran en los demás contribuirían a aliviar el problema en gran medida. Con un policía local que impida estas actitudes insolidarias también creo que sería la forma más eficaz para hacerlos entrar en razón.

Categorías: Leyendas | Deja un comentario

Navegador de artículos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: