Otro parecer

Por Agustín Cabrera Perdomo
Fuente: LA Hoja de Tinajo- del 27 de abril al 4 de mayo del 2001

Fuerte pejiguera que están armando con Berrugo. Con Berrugo y con cualquier iniciativa que signifique progreso y futuro bienestar para los habitantes de esta isla.
Estas iniciativas a las que me refiero, podrían ser: (un parecer) La construcción de algún que otro campo de golf, la creación en la costa norte de la isla de un puerto con fundamento, en correspondencia en cuanto a instalaciones con el de la Graciosa, por ejemplo…

Esta isla, que hasta no hace muchos años trasteaba en la indigencia y la miseria, ignorada y olvidada por todos durante siglos, le están creciendo los enanos en forma de “buenas personas” que se oponen o se han opuesto sistemáticamente a todo: Al vertedero, al radar, al parque eólico, para no cansarles se oponen a todo y un poco más, y no digamos en lo que huela a posibles malos tratos a burgaos, lapas, almejas, y últimamente a cebadales milagrosos, pues estos, deben poseer cualidades extraordinarias para dedicarles tanta manifestación y tanta monserga ecologista. ¡Qué terribles deben ser los puertos deportivos para la fauna y flora marina!, que según noticias fidedignas, en Puerto Calero están los meros haciendo cola para desovar en sus contaminadas y pestilentes aguas.
Sería un catalogo muy extenso el reproducirlas paridas que largan estas “buenas personas” como aquella antológica, de cargarse la población de erizos cacheros (Diadema antillarum) a fijazo limpio, (creo recordar, que tal proyectada masacre, era por la supervivencia del pez tamboril) (Sphoeroides cutaneus). Sin embargo, a ninguna de estas desinteresadas y ecológicas mentes se les ocurrieron proponer la vuelta a su estado natural del Islote de Fermina, aprovechando el famoso concurso de ideas o lo que fuese aquella movida. Y presionar para que este maltratado enclave del litoral arrecifeño, volviese a ser lo que fue no hace muchos años, y permitir a los ciudadanos, poder ver de nuevo desde la Avenida, la línea del horizonte y recortándose en ella la silueta de la Gran Maxorata. (Fuerteventura para los íntimos) De paso, los cangrejos, las lapas, los burgaos, las santorras y alguna que otra polla de burro, (holoturia sanctorii) recuperarían una zona que se les arrebató para construir zocos de higueras y una especie de torreón – faro de piedra negra, que nadie ha entendido nunca para que ha servido o sirve semejante adefesio arquitectónico.
Las mentes de los artistas, a veces, son intrincados laberintos de locura y como ejemplo claro e inminente, está el intento de reconvertir las Maretas del Estado en Centro de Arte-Mamanza, que supondrá el acomodo de 20 o 30 Culturos más, adictos a la causa del arte y del artista. Son 3.000 millones lo que costaría la bromita. Sin embargo, para un auditorio, que clama Arrecife y la Isla entera como una necesidad imperiosa, no han hecho ni siquiera un simple croquis.
Pues nada a resignarse, o ajos y agua: Nos seguirán vendiendo la moto de la maravillosa acústica del auditorio de los Jameos, en el mismo paquete del topicazo de que en esta isla no hay distancias. La verdad es para “ja mearse.”

Categorías: Leyendas | Deja un comentario

Navegador de artículos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: